Emociones por ver fútbol elevan el riesgo de infarto

Mientras ves a tu equipo favorito jugar, el corazón empieza a latir más rápido

futbol

El fútbol puede ser muy emocionante, pero si dejas que esas emociones te dominen, puedes tener problemas de salud.

Ver un partido de fútbol del Mundial 2018 siempre nos pone al filo de la butaca, especialmente si juega nuestro equipo favorito. Sin embargo, deberías considerar empezar a tomártelo con calma, ya que un estudio comprobó que las emociones por ver fútbol pueden causar alteraciones en el ritmo cardíaco que ponen en riesgo la vida.

Emociones por ver fútbol

Las emociones que surgen por ver un partido alteran el funcionamiento del corazón y el estudio realizado por el New England Journal of Medicine, concluye que ver un partido de fútbol causa estrés y duplica el riesgo de eventos cardiovasculares.

fan1

Para comprobarlo, los investigadores del International Journal of Cardiology registraron a lo largo del Mundial de Corea-Japón en 2002, el ritmo cardíaco de cientos de aficionados al fútbol.

Luego de monitorearlos por un mes, se encontró que la velocidad de su ritmo cardíaco aumentó hasta en un 63% al ver un partido de fútbol y que la cantidad de paros cardíacos se elevó hasta un 77% más.

La razón es que mientras ves a tu equipo favorito jugar, el corazón empieza a latir más rápido, la presión sanguínea se eleva y la sangre llega en mayor medida a los partes del cuerpo más importantes como el corazón y los músculos.

Así mismo, cuando tu equipo va perdiendo o no juega como lo esperas, tu cerebro produce cortisol, la hormona que se libera como reacción al estrés.

La ansiedad también puede apoderarse de ti durante un partido decisivo y podrás percibir señales físicas relacionadas con el estrés, como el sudor.

Otros hábitos elevan el riesgo

Pero no todo es culpa de las emociones por ver futbol, ya que los especialistas indican que hay otros factores que intervienen en este fenómeno como:

Cambios de humor, modificaciones en el sistema nervioso causado por el consumo de alcohol, tabaco o drogas así como el consumo de alimentos grasosos mientras se ven los partidos de fútbol.

“El aumento de la ingesta de grasas saturadas de los alimentos típicos de Europa Central, como las papas fritas, la grasa de res, el cerdo, la manteca de cerdo y los quesos, son comunes entre las personas que ven deportes en la televisión”, dice el estudio.

“Esos alimentos pueden desencadenar síntomas cardíacos agudos, especialmente cuando se combinan con factores como el estrés y el tabaquismo”, concluyen los expertos.

No se trata de dejar de ver fútbol, simplemente tómalo con calma y mejor disfruta del partido.

Fuente: sumedico.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s